Lo Último

LA CARTA (HISTORIA COMPLETA)

   





Capítulo 1


   Valentin Perazzo era un empresario argentino dedicado a la producción de software. Sus apps fueron de a poco convrtiéndose en herramientas fundamentales para los usuarios y al cabo de diez años amasó una gran cantidad de dinero que lo transformó en millonario.  

   Su único y gran problema era la adicción al trabajo ya que pasaba más de doce horas diarias al frente de su empresa y poco a poco su salud se fue deteriorando hasta que un día sufrió un leve ACV que si bien no lo dejó imposibilitado, le causó además de un gran susto el tener que cuidarse mucho para no sufrir una recaída.

   Su esposa Mariana con la que se había casado hace 5 años lo convenció para que se tomará unas largas vacaciones pero como a él le aterraba volar y los cruceros tampoco le gustaban demasiado decidió ir a un lugar muy tranquilo de su propio país para recuperarse.

   Siempre le había gustado Tanti, un pueblito ubicado en las sierras de la provincía de Córdoba y que se encontraba muy cerca de la ciudad turística Villa Carlos Paz. Su padre era dueño de una casa allí y entonces emprendió el viaje que le serviría para tomarse el descanso para su salud que los médicos le habían recomendado.

   Para desconectarse totalmente de sus obligaciones como empresario, su mujer le recomendó que deje su celular continuamente apagado y que ni se le ocurriera utilizar su laptot. Ella se encargaría personalmente de filtrarle todo tipo de llamados que le produjeran preocupaciones para su salud.

   En esa época del año (otoño) Tanti solo era un lugar donde la gran tranquilidad dominaba todo su espectro de una forma que al principio logró que Valentin sufriera en demasía la falta de la frenética actividad a la que que estaba acostumbrado cuando dominaba su pequeño imperio informático. Sin embargo y lentamente se fue sintiendo a gusto en el pequeño pueblo y comenzó a acomodarse a las costumbres de sus habitantes.

   Por las mañanas le encantaba realizar largas caminatas al borde del rio o ir hasta la pequeña cascada que caía de la montaña y que sentía que lo llenaban de energía al igual que el paisaje hermoso que se apreciaba a su alrededor.

   Su mujer, en cambio, visitaba con frecuencia un hotel donde tenían un spa con sala de masajes, pileta termal y sauna y como a Valentin mucho no le agradaba acompañarla pactaron entre ellos que cada uno haría lo que les antojara y generalmente después de desayunar se separaban para reencontrarse (salvo excepciones) por la noche donde ella lo esperaba con la cena lista.

   En una de esas caminatas, Valentin descubrió una vieja Iglesia construida en el año 1848 y que era una de las más antiguas del país. El sacerdote oficiaba misa una vez por semana y la mayoría de las veces se encontraba cerrada para poder preservarla. Pero ese día estaba curiosamente abierta y el empresario ingresó topándose con el sacerdote que lo saludó amigablemente.
   -Buen dia hijo-le dijo-. ¿Eres turista verdad?
   -Lo soy-respondió Valentin.
   -¿Deseas confesarte?
   -No, solo estaba visitando la Iglesia. Es increible.
   -Sí que lo es. Fue contruida por los Jesuitas en 1848
   Desde ese día el cura y Valentin se hicieron amigos y al empresario le gustaba visitarlo por las tardes para tomar unos mates y hablar de sus vidas que se diferenciaban de una forma abismal. Al empresario le fascinaba escuchar algunas historias del pueblo que el Padre Antonio le relataba.
   Fue así que un día el cura le relató una historia dramática acaecida en el pueblo cuatro años atrás y que llevaba en ella una gran carga de injusticia...



Capítulo 2


   Al Padre Antonio le gustaba sentarse por las tardes en un gran árbol que se encontraba junto al arroyo Tanti y mientras tomaban unos mates comenzó a relatarle la historia a Valentin sobre lo sucedido en el pueblo años atrás.

   -Nicacio Cárdenas era el estanciero más poderoso de esta zona. Se dedicaba a la plantación de soja y también poseía una gran cantidad de ganado vacuno, caballos, cabras, en fin, todo lo que se imagine y más. A los 25 años se casó con la hija de otro poderoso hacendado y en 1993 nació su única hija a la que llamaron María pero su esposa murió en el parto y poco tiempo después también falleció su suegro por causas que nunca fueron aclaradas. Y como el abuelo de María no tenía familia él se quedó con todo, por lo cual su poder se incrementó de una manera impresionante. Nicacio tenía tal devoción por su hija que esto se convirtió en algo enfermizo. No dejó que nadie se hiciese cargo de su crianza salvo su hermana Dora que se mudo aqui proveniente de Buenos Aires para echarle una mano. Al crecer, Maria se convirtió en una hermosa adolescente y su padre que era muy celoso de su hija no dejaba que nadie se le acercara, es más, todos los días la llevaba y la traía personalmente del colegio sin dejarle tener contacto con nadie. La chica entonces se convirtió en un ser solitario e infeliz ya que sus compañeros en la escuela evitaban tener contacto con ella por miedo a que Nicacio tomara represalias con sus padres ya que muchos de ellos trabajaban para él.  
   -¡Que crueldad, hacerle eso a su propia hija! -exclamó Valentín.
   -Así es, el tipo era un enfermo de celos y por ello perjudicó a María. Pero, y aquí comienza la verdadera historia, apareció una persona que conocía a María de toda la vida y que fue el único que se animó a romper las reglas.
   -¿Quién?-preguntó el empresario muy interesado ya por la historia.
   -Danilo Fuentes, el hijo del capataz de Cárdenas. Este concurría al mismo colegio que la chica.
   -Estaba enamorado de ella -afirmó Valentín.
   -Si. Y el muchacho un día la vio caminando sola por los fondos del establecimiento que daban a este mismo arroyo en donde nos encontramos y decidió acercarse para hablar con ella. María, que lo conocía desde siempre se sorprendió al verlo e intentó persuadirlo para que se alejara y así evitarle sufrir las consecuencias si su padre se enteraba. Pero como sabes, el amor es más fuerte y al muchacho poco le importó arriesgarse con tal de estar con su amada. A partir de ese momento se tornaron inseparables y todos los días en los recreos se encontraban en ese lugar para charlar y aprovechar al máximo esos 15 o 20 minutos que duraba el descanso y poco tiempo después se pusieron de novios.
   ¿Pero nadie los vio? ¿Nadie habló? ¿Y los profesores que hicieron?
      —preguntó el empresario.
   Aquí nos conocemos todos hijo mío y al estanciero le tenían tanto miedo y odio por su despotismo que nadie se atrevió a enfrentarlo directamente para comentarle lo que estaba ocurriendo. Es más, te diría que muchos estaban felices por esos dos jovenes.
   Cuenteme más-comentó Valentin muy intrigado.
   Todo marchaba sobre ruedas y Cádenas nunca supo de la relación hasta que un día ella al terminar el día de clases no salió del colegio a la hora acostumbrada y este fue a buscarla ingresando furioso al establecimiento. Obviamente que tanto la Directora del colegio como los profesores intentaron en vano calmarlo y este los amenazó con hacerlos despedir por inoperantes y por no haber cuidado a su hija como corresponde.
   ¿Pero que había sucedido?
   La parejita decidió escaparse del pueblo para vivir su amor muy lejos de Tanti y al enterarse de esto Cardenas realizó la denuncia a la comisaría del pueblo y como era un personaje muy poderoso movió cielo y tierra para que se montara un operativo policial de gran magnitud para tratar de localizarlos.
   ¿Y los encontraron?
   Lamentablemente si., en la terminal de ómnibus de la Ciudad de Córdoba capital. Ella utilizó el dinero que su padre le daba como mensualidad y compró dos pasajes con destino a Buenos Aires. 
   ¿Y qué ocurrió?
   Allí comenzó a desatarse el verdadero drama...

   
Capítulo 3
   
   El Padre Antonio viendo que se venía la fresca y la noche se levantó del banquito donde habitualmente se sentaba abajo del árbol ante la mirada atónita de Valentin que deseaba fervientemente saber más de la historia.
   Pero Padre-le dijo-. ¿Ya se va?
   Debo ir a la Iglesia, ya es tarde hijo mío, vuelve mañana y te seguiré contando esta historia
   Al día siguiente y puntualmente Valentin se acercó hasta el lugar donde el Padre Antonio y él volvieron a reencontrarse y este siguió con el relato:
   A ver -le dijo-. ¿Dónde nos quedamos?
   Cuando el padre de María los atrapó antes de irse a Buenos Aires en la terminal-contestó ansioso Valentin como un niño que espera antes de dormirse que le leyeran un cuento. 
   El muchacho fue llevado inmediatamente a su casa que se encontraba cerca de la Estancia ya que su padre era el capataz de Cárdenas. Al llegar fue duramente reprendido por este y hasta recibió una golpiza por haberse escapado nada más y nada menos que con la hija del Patrón. Ella por su parte y una semana después de lo sucedido fue enviada a Buenos Aires para que continuara con sus estudios allí siendo acompañada por su tía. Era tal el enojo que tenía Cárdenas con su hija que la amenazó con que no intentara regresar a Tanti hasta que a él se le antojara volver a verla. De esta manera, la parejita fue separada y nunca más volvieron a verse desde aquel fatídico día. Y como si esto fuera poco, el Capataz fue despedido y su hijo expulsado del colegio. 
   ¿Era para tanto?-preguntó con inocencia Valentín a lo que el cura lo miró sonriendo.
   Con un tipo como ese era lo menos que podía pasar ¿No lo crees?
   Es verdad, pero hasta ahora no me ha dicho porqué esta historia es trágica. Esto pasa a menudo en miles de casos como este y... 
   Ten paciencia hijo ya verás que hay mucho más
   Prosiga entonces por favor
   Unos seis meses habían transcurrido desde que María había viajado a Buenos Aires y un día Cárdenas que acostumbraba todos los días al caer la tarde reunirse en el Bar "Los amigos" del centro del pueblo para tomarse unas cañas con otros hacendados se enteró de un rumor que corrió como reguero de pólvora por el pueblo y que lo enfureció. Y ya sabes en pueblo chico...
   Infierno grande-cerró el refrán Valentín.
   Asi es
   ¿Y cual era ese rumor?
   Este decía que Danilo había viajado imprevistamente a Buenos Aires a buscar a María y el tipo enloqueció. Salió furioso del Bar y se dirigió a la casa de la hermana de su ex capataz que se ubicaba a pocas cuadras. El hombre había ido a vivir allí con su familia luego de su despido. Cárdenas entonces fue a buscarlo para cersiorarse de que el muchacho estuviese allí. Al llegar y sin siquiera golpear la puerta comenzó a gritar para que Fuentes saliera de inmediato. Este lo hizo  y se produjo una fuerte discución entre ellos hasta que Cárdenas lo tomó del cuello y lo increpó duramente para que le dijera dónde estaba su hijo. Al ver que que el pobre hombre no le respondía le aplicó un golpe en el rostro con tanta mala fortuna que su ex capataz se fue hacia atrás cayéndose al piso y golpeando su nuca contra un macetón falleciendo en el acto.
   ¡Dios mío!exclamó Valentin.
   De inmediato se hizo presente el Comisario y muy a su pesar tuvo que detener a Cárdenas por homicidio en riña siendo este trasladado a la Comisaría para ser indagado por el hecho y luego alojado en una celda
   ¿Pero realmente Danilo se había marchado a Buenos Aires?
   No. El muchacho con unos amigos se había ido de pesca por unos días para levantar un poco el ánimo aconsejado por ellos y regresaba esa misma noche.
   Ya me imagino que sucedió  
   Danilo caminaba junto a sus amigos por la cuadra. Llevaba consigo su caña y dos baldes llenos de pescados. Esa noche se lo veia de mejor talante y hasta pensó en proponerle a su padre cocinar él mismo lo que había pescado. Pero al ver el revuelo que había en la casa de su tía corrió desesperado para interiorizarse de lo que sucedía siendo recibido en la puerta por su madre quien le contó llorando que su padre había sido asesinado por Cárdenas. El muchacho enfurecido vio tirado el cadáver tapado con una bolsa y se arrojó sobre el llorando desconsoladamente y gritando a los cuatro vientos que vengaría su muerte, luego se dirigió junto a un grupo de vecinos y amigos a la dependencia policial donde exigió que le entregaran al homicida para hacer justicia por mano propia pero los efectivos los reprimieron y se armó una gran revuelta que terminó con los dos únicos patrulleros y la comisaría dañados y él demorado por los incidentes aunque pocas horas después fue liberado.
   Ahora empiezo a entender el drama
   Sí pero esto no termina aquí hijo mío
   Explíquese Padre
   Luego de mover como siempre sus influencias, a Cárdenas se le asignó un Fiscal y un Juez que lo absolvieron de culpa y cargo y el tipo un par de meses después de lo sucedido volvió a su Estancia como si nada hubiese pasado.
   ¿Y Danilo?
   El muchacho se convirtió en un espectro. A veces lo veíamos por el pueblo deambulando y hasta sumergido en el alcohol para ahogar sus penas. Igualmente seguía diciendoles a todos los que intentabamos consolarlo que la muerte de su padre no sería en vano y que mataría a Cárdenas
   ¿Y este que hizo?
   Ya no iba al pueblo. Se encerró en su Estancia y reforzó la seguridad para evitar que alguien pudiera intentar atentar contra su vida. La sociedad ya había dado su veredicto y Danilo también.
   Terrible historia Padre. ¿Y María supo de esto?
   Por supuesto, ella mantenía un contacto fluido con el muchacho hasta que se enteró de la muerte del padre de su novio por manos del suyo y Danilo no volvió a contactarse con ella desde ese momento. Todo parecía haber terminado. La joven lo llamó reiteradamente pero este nunca más volvió a responderle.
   Tremenda historia Padre-comentó Danilo.
   Pero aun hay más
   ¿Más?
   Lo que todavía no te he contado es que pasó algo más terrible aun
   Digame
   Aquí todos los años hay una fiesta de folclore donde los pueblerinos nos reunimos en un anfiteatro al aire libre para escuchar a varios grupos y cantantes famosos que nos visitan. Como te imaginarás, todos acuden a la cita. Cárdenas, al saber que todo el pueblo acudiría al Festival se sintió seguro y les dio franco a todos sus empleados y también a sus custodios para que acudieran a él quedándose solo en su Estancia. Como sabía manipular todo tipo de armas, les dijo a sus hombres que podía defenderse solo si alguien osaba atacarlo. Y su exceso de confianza le jugó en contra
   Lo atacaron aprovechando que estaba solo-se adelantó Valentin.
   Así es, al día siguiente del Festival, Cárdenas fue hallado sin vida con un tiro en la cabeza y el principal sospechoso del crimen fue Danilo
   Y lógicamente fue apresado
   No, hace dos años que lo busca la Policía
   ¿Está prófugo?
   De pronto un joven de unos 21 años, alto y delgado, apareció de la nada y se paró al lado del Cura. Valentin, sorprendido lo observó sin entender demasiado lo que ocurría.
   Mi nombre es Danilo Fuentesse presentó. Y necesito que usted me ayude...
   

Capítulo Final
 

   Valentín observaba con incredulidad al joven y al Cura. 


En realidad comenzaba a entender que él seconvertía en parte de la historia y eso no le gustaba para nada.
   Pero Padredijo el empresario. ¿Qué significa todo esto?
   Escucha al muchacho y luego saca tus propias conclusiones hijo
   ¿Escucharlo? ¡Es prófugo de la justicia y usted lo está encubriendo!
   Es verdad, pero él solo quiere pedirte un gran favor
   ¿Esto es una broma verdad? ¿Qué favor? ¡No quiero involucrarme en esto!
   Valentindijo el Padre Antonio tratando de convencerlo.Este muchacho es una victima y cometió el error de asesinar a Cárdenas llevado por su dolor y una sed de venganza para mí comprensible por el estado en que se encontraba
   ¡Es un asesino!
   Escúchalo por favor y luego decides si aceptas o no hacerle ese favor
   Valentín se quedó en silencio un par de minutos, los miró a los dos severamente pero finalmente aceptó escuchar lo que Danilo tenía para decirle:
   Está biendijo—. Habla de una vez
   Prometo entregarme. Solo necesito que le lleve una carta a mi amada María que vive en Buenos Aires. Es muy importante que ella la reciba de sus propias manos ya que no confío en nadie más que en el Padre Antonio y en usted
   ¿Y por qué confías tanto en mi?contestó Valentin.Apenas me conoces y...
   Por favor señor, usted solo debe entregar mi misiva, no es gran cosa.
   Pero yo vuelvo en diez días a la Capital
   Tiene que ser mañana sin falta
   ¿Qué es lo tan importante que dice la carta para que necesites que ésta le llegue a tu novia tan pronto?
   Le contaré todo y podrá entenderme
   Te escucho entonces
   Aquella noche era perfecta para cometer el crímen. Al Festival concurría todo el pueblo y además me enteré de que Cárdenas iba a estar solo ya que le dio franco a sus custodios y empleados para que pudieran acudir al evento. De esa manera todo sería más fácil para mí. Esperé entonces a que llegara el momento y tomé la vieja escopeta de mi padre dirigíendome a la Estancia. Al llegar, me sorprendí al encontrarme que la puerta de entrada estaba entre abierta y aunque me pareció un tanto extraño igualmente decidí seguir adelante con mi plan. Ingresé en el lugar y me percaté de que esto no fuera una trampa tendida por Cárdenas para esperarme. Las luces estaban encendidas y todo parecía estar normal pero al ir adentrándome me di cuenta de que alguien se me había adelantado. Al pasar a la sala principal y para mi sorpresa me encontré con el cadáver de ese perro que yacía boca arriba tirado en el suelo. Me acerqué y vi que tenía un tiro en la frente. Salí corriendo del lugar y me escondí un tiempo largo en la montaña hasta que un día decidí bajar y pedirle ayuda al Padre Antonio que aceptó ocultarme en la Iglesia
   Entonces eres inocente
   Lo soy
   ¿Y por qué no te entregaste y le contaste esto a la Policía?
   ¿Para qué? De seguro no me creerían y además había vociferado por todos lados que asesinaría a Cárdenas cuando tuviera la mínima oportunidad de hacerlo
   Pero entonces si no fuiste tú ¿Quién lo asesinó?
   Era un mal bicho y tenía muchos enemigosintervino el Cura.
   Supongamos que creo en tu historia. Sigo sin entender por qué estás tan urgido en que le entregue tu carta a María. 
   Para explicarle que no soy yo quién mató a su padre. Allí le relato todo lo que usted acaba de escuchar de mi propia boca
   ¿Y por qué decidiste entregarte ahora?
   Ya estoy cansado de todo esto y lo único que me interesa es que María me crea. Lo que pase después conmigo ya no importa
   Yo puedo presentarte a un abogado y...
   Solo le pido que lleve mi cartalo interrumpió Danilo ¿Lo hará?
   Valentin se quedó mirando al joven. Este agachó la cabeza y esperó la decición en silencio. El Padre Antonio hizo lo propio y los tres se quedaron así un buen rato hasta que el empresario retomó la palabra:
   Está bien, dámela. Yo se la entregaré en mano a tu novia. Eso sí, deberás aceptar que te recomiende un abogado para que te defienda una vez que te entregues. ¿Aceptas?
   Pero señor
   Es eso o no hay tratosentenció Valentin.
   Está bien, lo que usted quiera.
   Valentín decidió no decirle nada a su esposa. Al día siguiente se despidió de ella como siempre lo hacía luego de desayunar juntos y tomó uno de los tres taxis que había en el pueblo para dirigirse al aeropuerto de Córdoba capital . Odiaba viajar en los aviones pero no tenía alternativa, necesitaba ir a Buenos Aires y regresar ese mismo día sin que ella se diera cuenta de su ausencia.
   Esa hora y media que duró el vuelo fueron un suplicio para el empresario que arribó al Aeroparque visiblemente descompuesto. Luego de recomponerse un poco, salió de la terminal aérea y paró un taxi. La casa donde vivía María no estaba lejos y en poco tiempo llegó al domicilio indicado por Danilo.
   Tocó el timbre de la casa y esperó a que lo atendieran. Poco después, una hermosa joven abrió la puerta y le preguntó que necesitaba.
   Vengo de parte de Danilo
   ¿Le ocurrió algo a él?
   No, quédese tranquila, se encuentra perfectamente. Solo me pidió que le entregara esta carta
   Pase por favor
   Le agradezcocontestó Valentin.Pero ya he cumplido con lo que me pidieron que haga y debo regresar a Córdoba
   Por favor señor, solo será un momento
   Está bien señorita, pero tengo poco tiempo, debo dirigirme al Aeroparque. Mi vuelo sale en un par de horas
   Gracias
   Los dos ingresaron al coqueto departamento ubicado en uno de los barrios más caros de Buenos Aires. Contaba con cuatro ambientes amoblados lujosamente y María lo invitó a sentarse en uno de los grandes sillones que había en la sala. Ella abrió la carta y al ir leyéndola su cara comenzó a transfigurarse. Valentin la observaba extrañado y le preguntó si sucedía algo malo.
   ¡Danilo planea suicidarse señor!exclamó ella llorando.
   ¿Pero que está diciendo?contestó el empresario. Él me dijo que luego de que yo le entregue la carta se entregaría y...
   ¡Le mintió!Me dice que me ama más que nunca y que solo nos queda este camino para salvarme a mi y a nuestro hijo
   ¿Ustedes tienen un hijo?
   ¿No se lo dijo?
   No
   ¿Y tampoco le dijo que yo asesiné a mi padre?se sinceró la joven.
   La cabeza de Valentin a esa altura daba vueltas sin entender nada hasta que María le contó toda la verdad.
   Volví de improviso a Tanti sin que mi padre supiera para darle una sorpresa. Deseaba que conociera a su nieto y además tratar de arreglar de una vez por todas los problemas que teníamos. Él se enteró de mi embarazo poco después de que Danilo y yo fueramos descubiertos tratando de huir y me envió con mi tía para aquí prohibiéndome volver a mi pueblo. No quería volver a verme
   De eso ya estoy enteradodijo Valentín.
   Al llegar, toqué la puerta y me recibió de mala manera, comenzó a insultarme y a decirme porqué había desoido su órden. Y al ver a mi hijo conmigo se puso peor. Lo trató de bastardo y me pidió que me fuera de su casa para siempre
   ¿Y Usted que hizo?
   Lo seguí por toda la casa implorándole para que me escuche pero él estaba descontrolado. En un momento se dio vuelta y me pegó una fuerte bofetada que casí me hace ir al suelo junto a mi hijo. Entonces dejé a Pablito en un sillón y le coloqué dos almohadones a los costados para evitar que se cayera mientras observaba como mi padre se dirigía ahora a su habitación. No me di por vencida y traté de ingresar en ella pero de pronto él salió de golpe apuntándome con un revólver. Retrocedí inmediatamente y solo pensé en ese momento en como salvar a mi hijo por que evidentemente mi padre estaba decidido a matarnos a los dos. Traté entonces de persuadirlo para que desistiera de sus intenciones pero no quiso escucharme. Yo estaba parada cerca de un hogar a leñas y tanteé con mis manos para tartar de encontrar algo que me sirviera para defenderme. Él se acercó lentamente hacia mí y puso el caño del arma en mi cuello. -Te mataré perra asquerosa-dijo. Yo estaba deseperada y no se de donde saque las fuerzas pero logré pegarle un rodillazo en sus testículos que lo hizo doblarse del dolor y soltar el arma. Me arrojé al piso para alcanzarla y pude tomarla. Mi mente quedó en blanco y disparé. El tiro le pegó en su frente y cayó de espaldas. Cuando me di cuenta de lo que había hecho me senté en el piso y me acurruqué en un rincón mirando como él se desangraba, aun tenía el arma en mis manos y temblaba como una hoja. De pronto llegó Danilo y al ver la escena se me acercó y me pidió que le diera el arma. La limpió con una franela que encontró por allí y la dejó al lado del cuerpo. Tomé a nuestro hijo y los tres escapamos rápidamente del lugar. Recuerdo que caminamos varias horas hasta que él me sugirió que volviera a Buenos Aires. Yo al principio me negué rotundamente pero él me convenció de que eso era lo mejor para nuestro hijo y para mí. También me prometió que pronto volveríamos a estar juntos pero no supe más nada de él hasta hoy que usted me trajo su carta
   Debo volver ya a Tanti-dijo Valentin-.Trataré de evitar que su novio se mate
   ¡Hágalo por favor!exclamó ella
   Haré lo posible
   Dicho esto Valentin se retiro del domicilio rápidamente y casi pierde el vuelo de regreso pero pudo alcanzarlo. Al llegar a la Capital de Córdoba tomó un taxi y una hora después arribó a la Iglesia. El Padre Antonio no se encontraba por ningun lado y le invadió la desesperación. Esperaba fervientemente que Danilo no hubiese cometido una locura. De pronto, vio venir al Padre caminando cansinamente hacia él y le gritó.
   ¡Por fin lo encuentro Padre!
   ¿Que sucede hijo?le preguntó el cura.¿Pudiste entregar la carta?
   Lo hice. ¿Sabe dónde está Danilo?
   Me dijo hace un rato que subiría a la montaña ya que necesitaba estar solo antes de tu regreso para después cumplir con su promesa de entregarse a la Policía.
   ¡Mintió Padre!le gritó Valentin—. Danilo planea suicidarse
   ¿Pero que estas diciendo hijo?
   Lo que escucha. ¿Sabe dónde está su escondite?
   No exactamente pero sí se en que zona puede estar
   ¡Hable ya!
   Hay que subir por el sendero de la cascada y recorrer unos 2km bordeando el río.
   Poco después Valentín se dirigió hacia la montaña. Al costado de la cascada había un camino que se podía escalar así que comenzó a subirlo rápidamente quedándose sin aire bastante antes de llegar a la cima. Temíó por un momento que su ACV volvería a darle un susto pero por suerte no fue así y luego de recuperarse volvíó a retomar la marcha. Fue bordeando el rio que en esa época tenía bastante caudal cosa que le impidió recorrerlo en un tiempo menor al deseado. Esperaba llegar a tiempo antes de que Danilo hubiera cometido la locura que había escrito en aquella carta. Tuvo que meterse en el agua helada para cruzar un paso y seguir intentando hallar al joven acortando un poco el camino. Por un momento pensó que quizas ya era tarde pero siguipo adelante. Maldijo al cielo cuando pisó mal y se dobló un tobillo. Pensó que se había esguinzado pero pronto se le fue pasando un poco el dolor y rengueando logró continuar. Ya estaba cayendo la tarde y hacía frio. Gritó varias veces llamándo al muchacho pero este no respondía. Se adentró entre unos árboles que formaban un pequeño bosquecito y por fin logró verlo. Danilo estaba sentado en el tronco de un gran algarrobo abrazado a la escopeta de su padre. Al instante Valentín se dio cuenta de que el joven sabía que iría a buscarlo y lo confirmó cuando al verlo llegar se lo dijo.
   —Lo estaba esperando—le dijo con tristeza en sus ojos.
   —No hagas una locura muchacho –le respondió Valentín. 
   —Fue la única forma que encontré para que ella y mi hijo queden al margen de todo esto. La policía me busca a mí y me tendrá a mí, pero muerto. De esa manera el caso estará cerrado para siempre
   —Pegándote un tiro no vas a solucionar nada
   —¿Y qué puedo esperar? Ya no quiero seguir huyendo
   —Ella me lo contó todo. Ahora somos tres los que sabemos lo que realmente sucedió aquella noche.
   Danilo se incomodó un poco por lo que le decía Valentín pero luego continuó firme con su pensamiento. 
   —¿Y qué hará? ¿La va a denunciar? –pregunto el joven visiblemente desanimado.
   —Ella ya decidió entregarse
   —¡No debe hacerlo! ¡Habíamos quedado que yo me haría cargo de todo!. ¡Tiene que pensar en nuestro hijo! 
   —Mira muchacho —dijo Valentín— María sabe que he venido y aunque te mates ya ha tomado una decisión
   Danilo levantó la escopeta y puso el caño cerca de su boca. Miró al empresario y le sacó el seguro.
   —No lo hará-le dijo-. Usted la convencerá 
   —¿Yo? ¿Por qué debería hacerlo si casi ni los conozco? Mátate si así lo deseas pero yo no moveré un dedo 
   —Usted es una buena persona y no dejará a mi María sola
   Mientras hablaban, Valentín comenzóa a acercarse de a poco a Danilo para tratar de evitar lo que parecía inevitable.
   —Quédese quieto—le ordenó el joven— O voy a tener que…
   —¿Dispararte?
   —Lo voy a hacer
   —Hazlo pero vuelvo a repetirte no haré nada por tu novia
   Danilo furioso ahora apuntó su escopeta hacia el empresario pero este ya estaba muy cerca de él.
   —Le dije que se quede quieto –volvió a ordenarle esta vez con más énfasis.
   —Está bien. ¿Te importa si me siento? Estoy cansado y la caminata hasta aquí me ha matado
   Danilo no contestó y seguía apuntando la escopeta hacia el empresario. De pronto este amagó sentarse y de un salto cayó arriba del joven haciéndole soltar la escopeta luego de un breve forcejeo. En realidad, este casi se la entrego sin luchar. Valentín entonces lo abrazó fuertemente y Danilo comenzó a llorar desconsoladamente en su hombro. Todo había terminado. 
   Unos días después María y Danilo se entregaron a la policía y su hijo quedó a cargo de la tía de ella. Valentín les conseguíó un buen abogado penalista que era cliente de su empresa y fueron a un Juicio Oral donde se comprobó que ella había disparado el arma homicida en defensa propia. Esto fue ratificado ante el magistrado que ordenó su liberación. Danilo también fue absuelto por el cargo de complicidad ya que no se encontraron fundamentos para inculparlo por haber sido solo un ocasional testigo de lo sucedido. 
   María vendió todo lo que había heredado de su padre y juntos iniciaron una nueva vida en España.
   Valentín siguió yendo de vacaciones a Tanti y visitando a su amigo el Padre Antonio... 

FIN 






Publicar un comentario