Social Icons

Lo Último

Y Volvimos a Boedo

Los recuerdos afloran como una pelicula que se proyecta en mi mente. Aquel templo al que concurria de niño se habia de pronto materializado nuevamente y produjo en mi una emoción difícil de explicar para los que no vivieron y pisaron aquellas instalaciones de Av La Plata.

Un sin fin de imagenes y momentos maravillosos he pasado en aquel lugar al que nunca volvi y por el cual pasé solo un par de veces sin mirar en lo que se habia convertido. Recuerdo que la última vez que estuve fue en aquel año 82 tan parecido a este momento por una sola razón, el amor que mi gente cuerva tiene por el club. Por que este sentimiento es increible. Si hasta sociólogos de aquella epoca trataron de analizar lo que era inexplicable.


Hoy es la misma historia con similares protagonistas que lucharon por esa causa tan justa y  las voces se multiplicaron por miles y miles hasta encontrar el 15 de Noviembre la respuesta esperada. 


San Lorenzo de Almagro es Boedo pero también una parte grande de la Argentina que hoy camina por las calles inflando el pecho. Dirán muchas cosas de nosotros. Tratarán de minimizar esto todos aquellos que no podrán jamas estar en el lugar en el que estamos, pero eso poco importa. El sol no se puede tapar con una mano y brillará en muchísmos lados la bandera azulgrana. Aquella a la que me abracé llorando en una tarde del 81 y a la que hoy vuelvo a abrazar pero de pura y sentida alegria.


Ojalá éste sea el inicio de una gestión sana y en la que todos los sanlorencistas de corazón nos unamos para terminar de moldear a este gigante del mundo que hoy renace nuevamente y mira al horizonte como el guerrero que sabe que la ultima batalla está por librarse y espera para dar la estocada final.


San Lorenzo. El tercer grande de la Argentina, una vez más ha dado muestras de ello gracias a su gente tan especial, tan apasionadamente hermosa que escribe su historia sin necesidad aun de vanagloriarse por algunos titulos que faltan y que vendrán a terminar de poner el corolario a una enorme institución a la que quisieron derrumbar tantas veces y nunca pudieron.


Salud Ciclón. Brindo hoy por el orgullo de haberte elegido desde la cuna y brindo por tantos sentimientos que siempre afloran en las dificiles.


el gallego Rebelde
Publicar un comentario